Ejercicios que puedes hacer recuperándote de una lesión en la espalda

El dolor de espalda es un montón de problemas estadounidenses. De hecho, los estudios muestran que más del 80% de las personas en Estados Unidos sufrirán un problema de espalda en algún momento de sus vidas. Además, una de las causas más comunes de falta de trabajo es el dolor de espalda.

La lesión puede no ser tu culpa. Esto generalmente ocurre cuando alguien ha presentado una demanda o demanda por lesiones personales. En tales situaciones, desea ser rehabilitado correctamente, pero también desea ser compensado porque otra persona es responsable de su lesión. Una de las cosas más importantes a tener en cuenta aquí es que necesita un buen abogado para consultarlo o representarlo. Brandon J. Broderick se especializa en casos de lesiones, desde lesiones personales hasta lesiones de empleados.

Para fortalecer los músculos de la espalda y aliviar las molestias, hemos recopilado a continuación una lista de ejercicios de rehabilitación de la espalda. La capacidad de los participantes activos en la vida mejorará si mueve los músculos de la espalda. También pueden ayudarlo a deshacerse del cautiverio del dolor de espalda.

Aquí hay algunos ejercicios de espalda para ayudarlo a deshacerse de su dolor de espalda:

Índice
  1. Levantamiento pélvico
  2. Toboganes de pie
  3. El puente de la cadera
  4. Elevaciones para la parte superior del cuerpo
  5. Inclinación hacia delante
  6. el perro pájaro
  7. Ir a caminar
  8. se desmorona
  9. Asiento de pared

Levantamiento pélvico

Fuente de la imagen: runnersworld.com

Al tratar el dolor de espalda un músculo multífido uno de los músculos más importantes para pensar. Es un diminuto músculo de la espalda que conecta unas vértebras con otras. Su trabajo es evitar que las vértebras se deslicen hacia adelante por la gravedad u otros casos.

El músculo está diseñado para responder más rápidamente al levantamiento de la pelvis.

Comience recostándose boca arriba y doblando las rodillas. Luego querrá cruzar los brazos sobre el pecho para evitar movimientos que reduzcan la eficacia de su entrenamiento. Finalmente, levante su piscina lo más alto que pueda y sosténgala durante 15 segundos si puede. Continúe con los suministros dos veces al día.

Toboganes de pie

Los huesos y músculos axiales que rodean la columna vertebral forman el núcleo. Uno de los entrenamientos más efectivos para fortalecer la espalda baja y el torso es el deslizamiento de piernas.

Al deslizar los pies, primero debe acostarse boca arriba con la cara hacia arriba. Encuentra una columna neutral colocando tus manos en tus caderas. Mantenga los pies firmemente en el suelo mientras dobla las rodillas. Mientras estira la pierna derecha y mueve el talón hacia el suelo, doble los músculos abdominales y exhale. Luego regresa a tu punto de partida.

Realice este ejercicio hasta 8 veces en cada pierna.

El puente de la cadera

Si odias absolutamente el dolor de espalda, haz puentes de cadera para crear un puente y superarlo. El puente de cadera fortalece la espalda, las piernas y los músculos de la espalda de las caderas. Esto no es tan difícil y será muy útil.

Para realizar el puente de la cadera, comience acostado con los brazos hacia los lados. Mantenga los pies en el suelo mientras dobla las rodillas. Levanta las caderas manteniendo los hombros rectos y pegados al suelo. Mantenga su piscina en esta posición por hasta 30 segundos.

Elevaciones para la parte superior del cuerpo

Fuente de la imagen: self.com

Levantar la parte superior del cuerpo ayuda a permanecer de pie durante mucho tiempo al fortalecer los músculos principales de la espalda.

Comience por acostarse boca abajo. Mientras levanta la parte superior del cuerpo, coloque los brazos detrás de la cabeza. Mantenga los pies en el suelo mientras realiza el ejercicio. Desea repetir 10 repeticiones, luego puede aumentarlo hasta 20 y hacer más secuencias. Este ejercicio debe hacerse al menos dos veces al día, una por la mañana y otra por la noche.

Inclinación hacia delante

Las molestias en la espalda empeoran si tiene miedo de agacharse. Dobla la espalda para que permanezca recta.

El primer paso es doblar el cuello y el pecho al mismo tiempo. Luego se inclina aún más bajo. Mientras alcanza los dedos de los pies, mantenga la espalda doblada. Sin usar las manos, levanta el cuerpo. Esto ayudará a fortalecer su núcleo y lo acostumbrará a doblarse mejor.

Si hace una reverencia, está bien sentir tensión en los músculos de la espalda baja.

el perro pájaro

¿Nunca has oído hablar del perro pájaro? Este ejercicio mejora el equilibrio y la estabilidad al mismo tiempo que fortalece los músculos de las caderas y los minerales.

Comience este ejercicio bajando los brazos y las rodillas. Desde aquí, estire la pierna izquierda detrás de usted y doble las piernas hacia adelante. Luego, con el pulgar hacia arriba, extienda el brazo derecho hacia la parte delantera de su cuerpo. Para evitar que su hombro izquierdo caiga en su posición, use los músculos de su torso mientras lo sostiene. Mantén esta posición durante 30 segundos antes de cambiar de lado y continuar con el proceso.

Ir a caminar

Fuente de la imagen: pexels.com

Los aeróbicos lumbares pueden ser beneficiosos para las personas con dolor de espalda como caminar para fortalecer sus músculos. Caminar puede ayudar con varios problemas de salud, uno de los cuales es el dolor de espalda.

No será suficiente caminar a las tareas, el trabajo y las asignaciones. Para aprovechar la función cardíaca, debe caminar durante 30 minutos sin parar. Si caminar no es lo tuyo, pon algo de música para pasar el tiempo. Te sorprendería la cantidad de música que puede ayudarte a superar 30 minutos de algo que simplemente no te gusta.

se desmorona

Las grietas parciales pueden ayudar a fortalecer la espalda y los músculos abdominales. Este ejercicio es muy recomendable para aquellos que tienen dolor de espalda.

Para comenzar, acuéstese con las rodillas dobladas y los pies en el suelo. Puedes cruzar los brazos detrás de la espalda o el pecho. Tu puedes elegir. Luego, cuando levanta los hombros del suelo, aprieta los músculos abdominales y exhala. Mantenga su postura por un momento antes de bajar lentamente. Haz esto hasta 12 veces.

Asiento de pared

Implementar un asiento de pared otro ejercicio simple y seguro para cualquiera que sufra de dolor de espalda.

Para comenzar, párese a 12 pulgadas de la pared. Luego recuéstese contra la pared hasta que su espalda quede plana. Deslízate lentamente por la pared hasta que tus rodillas se doblen. Tu espalda siempre debe estar apoyada en la pared. Parece estar sentado en una silla que no está allí. Desea mantener esta posición durante unos 10 segundos, luego deslícese hacia arriba de la pared para volver a una posición de pie. Realiza hasta 12 repeticiones y repite.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Ejercicios que puedes hacer recuperándote de una lesión en la espalda puedes visitar la categoría Salud.

Rafael cañete

Soy periodista y Blogger desde que decidí escribir por todo lo que me interesaba.

Te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tu valoración: Útil

Subir